27/09/2020

La actitud y aptitud en las modelos

¿Tienes actitud para ser modelo o eres apta para ser modelo? Este artículo pretende un acercamiento hacia lo que la actitud y aptitud en el mundo de la@s modelos fotográficos, y también nos aclara lo que son esos dos conceptos en la vida normal. Si te estás preguntando en este momento si puedes ser modelo o no, adelante con la lectura.

Cuando hablamos de modelo profesional hablamos de una formación, una acreditación que te ayude a trabajar como modelo, es decir hablamos tanto de si tienes los conocimientos adecuados para ser modelo (aptitud) y de si tienes el “acting” adecuado para ser modelo, estamos hablado de dos términos controvertidos, como son la actitud y la aptitud.

“La aptitud es tienes que las aptitudes (formación, experiencia…) adecuadas para el trabajo”

Por un lado, la aptitud, es, como hemos dicho anteriormente, si tienes las aptitudes adecuadas para ello, hablamos de la formación (en academia o incluso de forma on line, como puede ser mediante este blog), y por supuesto de la experiencia (o vivencias) que hayas tenido hasta ahora. Es decir si eres “apto” o “apta”, válido o válida para ejercer este bonito oficio, es decir hablamos de si tienes capacidad para hacer algo, y por supuesto bien.

“La actitud es el acting, es decir como responder, como actuar ante terceras personas”

Pero, por otro lado, tenemos a la actitud, tan importante o más que lo anterior, como hemos dicho anteriormente, es el “acting”, es decir necesitamos el saber responder ante profesionales, fans o redes sociales de nuestro trabajo, en todas las facetas de la vida, hace falta ser persona educada y bien relacionada ante los medios, es decir hablamos de tu forma de actuar ante la profesión y en el modelaje esto no es una excepción.

Vamos a ver esto de forma gráfica.

Como podemos ver en el cuadro, cuando hablamos de aptitud hablamos de una capacidad, y cuando hablamos de actitud hablamos de una postura ante un hecho.

De nada sirve tener una gran aptitud para el modelaje si no se tiene una actitud positiva. Este comentario es porque, es muy probable el acudir después de una sesión fotográfica a una promoción y no solo hablamos de la educación que se tenga en estos actos, hablamos de la forma de actuar.

No pienses que hablamos de grandes trabajos, puedes haber hecho un “reportaje” simple y lo quieres promocionar en redes sociales, usamos tanto la aptitud (en el proceso de la sesión), como la actitud (promoción), si bien es cierto que se usa también tu actitud durante la sesión… es decir la actitud es tan o más importante que la formación o aptitud de la modelo.

¿Existe un equilibrio?

Como en todas las facetas de la vida, existe un equilibrio, pero no hablamos de cual el equilibrio a seguir, sino el punto en el que te encuentras.

Una actitud y aptitud positiva, evidentemente es lo óptimo, pero puede ocurrir que con una aptitud menor y una actitud positiva sea incluso aceptable, es decir podemos no tener experiencia o no estar formadas de forma óptima pero es suficiente (un ejemplo de esto es los certámenes de belleza, no gana la más exuberante sino suele ganar una chica normal que destaca en otras facetas, como por ejemplo la inteligencia).

Lo que no trasmite, es una aptitud positiva sin actitud, dicho de otro modo, nadie va a querer trabajar contigo si vas de sobrada (por ejemplo).

Y no hace falta decir que si no tienes aptitud y actitud, creo que ya llegado el momento de cerrar este blog, ya que no es tu ámbito.

Como conclusión podemos decir que las redes sociales se imponen, conviven contigo, las relaciones interpersonales ganan su importancia día a día, ya no es suficiente serlo, sino parecerlo, pero aunque la mona se vista de seda…

“No descuides nunca tu actitud porque es, incluso, más importante que la aptitud”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *